poema

Retorno

©Andrés Díaz Marrero

Se detuvo el reloj,
cesó la hora que carcome la vida.

Llegó el instante sin pausas.

Parose el universo, regresó a su origen,
al inmenso vacìo inicial.

Donde nada se mueve, nada existe,
ni huella, ni recuerdo.

Todo se ha esfumado,
hasta la palabra nada.

Solo queda Dios y la eternidad.

cuentosCuentos para Jóvenes
Pulse aquí


teatroObras de teatro
infanrtil y juvenil

RegresarPág.Principalcontacto

Recomiende este sitio
©Andrés Díaz Marrero
http://home.coqui.net/sendero
Misión: Resaltar la importancia de la Escritura Creativa, la Literatura infantil y la Lectoescritura.