poemas

Un monito socarrón

©Andrés Díaz Marrero

Cansado de hacer piruetas
un monito socarrón
se rascaba la cabeza,
como todo un gran señor.

El rabilargo vecino
ahora pensaba en comer.
Después de tanto ejercicio
hambre había de tener.

Frutas, hojas, nueces, flores,
alimentos favoritos,
manjar de ricos sabores
para saciar su apetito.

Vive moneando la vida
haciendo brincos y muecas,
al mirarlo causa risa
su largo rabo y orejas.

cuentos

Nuevos cuentos infantiles
pulse aquí

teatro
Obras de teatro
infantil y juvenil

RegresarPág.Principalcontacto

Recomiende este sitio
©Andrés Díaz Marrero
http://home.coqui.net/sendero
Misión: Resaltar la importancia de la Escritura Creativa, la Literatura infantil y la Lectoescritura